Educación en México

Alfabetismo

Se considera que una persona está alfabetizada cuando sabe leer y escribir. Afortunadamente, en México el número de personas alfabetizadas ha crecido de manera constante, al igual que la asistencia a la escuela. También el porcentaje de personas con estudios postprimarios (secundaria, preparatoria, profesional, etc.) ha ido en aumento.

En México el 91% de la población total está alfabetizada (2009). En algunas zonas del país aún se encuentran comunidades con importantes rezagos.

Por diferentes circunstancias, aproximadamente 1’464,000 niños, entre 6 y 14 años, no asisten a la escuela; es por eso que la educación es una prioridad en los planes y programas del Gobierno.

De acuerdo con el porcentaje de personas de 15 años en adelante que saben leer y escribir en cada estado, el Distrito Federal encabeza la lista de población alfabetizada con el 97.1% , le siguen Nuevo León 96.7%; Baja California 96.5%; Coahuila con 96.1%.; Baja California Sur 95.8% y Sonora 95.6%.

Los estados con menor porcentaje de alfabetismo son: Chiapas con 77%; Guerrero 78.4%; Oaxaca con 78.5%; y Veracruz e Hidalgo 85.1%.

Instrucción Primaria

Cerca de la mitad de la población mexicana de 15 años y más cuenta con educación posterior a la primaria. Esto quiere decir que cursó desde un año de secundaria hasta estudios profesionales. En Oaxaca y Chiapas el porcentaje de personas con instrucción postprimaria es menor al 30%; en contraste, en el Distrito Federal, Nuevo León y Baja California ese porcentaje supera el 50%.

En México, en el período de tiempo que abarca desde el año 1998 hasta el 2006, hubo un progresivo aumento en la Tasa de Alfabetización de la población mayor de 15 años, pero tuvo una disminución del 1,2% a partir del año 2007 y manteniéndose hasta el 2009.

Teniendo en cuenta los datos relevados, todavía se observa un margen de distancia entre los hombres y las mujeres alfabetizadas, siendo éstas últimas, las más relegadas.

El último reporte del INEA refiere que existen seis millones de mexicanos en condición de analfabetismo, 10 millones más que no concluyeron la primaria y otros 17 millones de jóvenes y adultos que truncaron sus estudios en la secundaria.

Si bien el número de analfabetas en el país se mantiene en torno a los seis millones de personas desde la década de los 70, el grupo de personas que no concluyeron la secundaria sumaron más de 2 millones 680 mil personas, según las cifras de rezago educativo.

Para disminuir este problema, el secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio, anunció que a la par de que se realizará la preinscripción de niños a la educación básica, se levantará un primer censo nacional de escolaridad de los padres de familia para “promover que quienes no hayan concluido la primaria o la secundaria, o incluso que no sepan leer o escribir, puedan retomar los estudios y concluyan su educación básica”.

Lujambio Irazábal convocó a los gobiernos estatales para que en 2011 se pueda concretar una estrategia nacional para la retención y la no reprobación de los alumnos de secundaria.

El estudio “El analfabetismo en América Latina una deuda social”, elaborado por el Sistema de Información de Tendencias Educativas en América Latina, del Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación, estima que en México la desigualdad en el acceso de oportunidades educativas hace que existan tres analfabetas en zonas rurales por uno en las zonas urbanas.

“El número de personas adultas que carecen de competencias mínimas necesarias en escritura, lectura y cálculo elemental se torna en un indicador crítico de la situación de inequidad existente en Latinoamérica y en una evidencia de la deuda que todavía tienen los Estados y el conjunto de la sociedad con una importante parte de ella”, señala el informe.

Con base en un diagnóstico de la Subsecretaría de Educación Básica, se estima que un millón 200 mil adolescentes reprueban o abandonan la escuela en ese nivel educativo cada año.

Publicado en: SocioHistóricas