Lagos y Lagunas

La República Mexicana no cuenta con abundantes e importantes lagos en su territorio. Muchos de nuestros lagos están en peligro por la contaminación, además de que está bajando su nivel de agua, pues con la tala de bosques han disminuido las lluvias. El Gobierno ha implementado diversos programas para su recuperación; uno de estos programas es la “Cruzada por los bosques y el agua”.

Lago de Chapala

Entre los estados de Jalisco y Michoacán se encuentra el lago de Chapala. Tiene una extensión de 1,080 kilólmetros cuadrados, 90% de esa extensión pertenece a Jalisco.

El lago de Chapala está considerado como el embalse natural de mayor extensión en nuestro país y ocupa el número 68 a escala mundial, el número 48 en América del Norte y el tercero en tamaño en Latinoamérica. Sobre su ribera se encuentran las poblaciones de Chapala, Ajijic, San Juan Cosalá, El Chante, Jocotepec, Ocotlán y La Barca.

Lago de Cuitzeo

Se localiza en Michoacán y ocupa el segundo lugar en extensión en México. Este lago es de gran importancia para la región, ya que contribuye a regular el clima de la cuenca, además es sustento y hábitat de diversas especies vegetales y animales, como el pato canadiense.

La economía de miles de familias: los pescadores extraen mojarra, rana, mosco y tule, mientras que los agricultores de las zonas aledañas al lago aprovechan sus aguas para regar sus cultivos de maíz, sorgo, avena, trigo y hortalizas.

Lagos de Chihuahua

Lagos como Guzmán, Santa María, Palomas y Patos, se localizan en el estado de Chihuahua y son alimentados por diversas corrientes fluviales. Ya que parte de la población ha aprovechado tanto el agua de las lagunas como la de los ríos que las alimentan, se ha observado una reducción en sus volúmenes.

Publicado en: SocioHistóricas