Tipos de obras líricas: el poema

Las obras líricas tienen una diferencia que permite clasificarlas en dos tipos; es la forma en que están escritas. Al hacerlo, el poeta puede utilizar el verso o la prosa.

El verso es la menor división estructurada que encontramos en el poema. Sólo tiene razón de existir cuando se encuentra en función de otro u otros versos, formando parte primero de la estrofa o de la serie y luego del poema. El verso está constituido por oraciones o frases cortas, que se escriben una en cada línea.

La prosa se escribe de corrido, de lado a lado de la hoja. Cuando la obra literaria está escrita en verso, la llamamos poema. En cambio, cuando está escrita en prosa, la llamamos prosa poética.

Analizaremos primero el poema. Para comprender este tipo de obra lírica, debemos considerar sus elementos formales. Lo primero que debemos recordar es que los poemas están escritos en verso, y estos, a su vez, están agrupados en estrofas. Una estrofa, entonces, será un grupo de versos que poseen una cierta medida o que tienen una rima común.

La medida

Es el primer elemento formal del poema. Se refiere a la cantidad de sílabas que compone cada verso. Existe una manera especial de contar las sílabas de un poema. Para hacerlo, debemos considerar dos aspectos: la sinalefa y la ley del acento final.

– La sinalefa es un procedimiento que indica que, cuando en el interior de un verso la última sílaba de una palabra termina en vocal, y la primera sílaba de la palabra siguiente comienza en vocal, estas sílabas se cuentan como una sola. Ejemplo:

Contaremos las sílabas del siguiente verso. “Como se arranca el hierro de una herida”.

1 2 3 4  5 6  7
Co / mo / se- a / rran / ca- el / hie / rro /
Sinalefa Sinalefa
8 9 10 11
de- u / na-he / ri / da
Sinalefa Sinalefa

En el ejemplo anterior vemos que la palabra se termina en vocal e, y la palabra arranca comienza en vocal a . Es entonces cuando se produce la sinalefa, y se unen las sílabas formando una sola, como se ve en el esquema. Vemos que lo mismo ocurre al formarse la quinta y la octava sílabas.

Ahora bien, es importante tener en cuenta que cuando una palabra comienza con la letra h , se considera como vocal, ya que siempre después de la h viene una vocal. Recordemos que en nuestro idioma la letra h no tiene ningún sonido. Es por eso que -como se ve en el mismo ejemplo- se produce sinalefa entre la palabra una y la palabra herida, ya que a pesar de la presencia de la letra H, por efectos sonoros, es como si la palabra herida comenzara con E.

Es importante señalar que lo mismo ocurre en versos que incluyen la conjunción y, como -por ejemplo- “los suspiros son aire y van la aire”. Entonces, a pesar de que la letra y es una consonante, suena como vocal, de manera que también se produce sinalefa, en este caso, entre la sílaba re de aire y la letra y.

1 2 3 4  5 6
Los / sus / pi / ros / son / ai /
 7 8 9 10 11
re- y / van / al / ai / re
Sinalefa
Publicado en: Comunicacionales