Una combinación para cuatro

La combinación entre cuatro operaciones tiene una forma especial de solución conocida como prioridad.

La prioridad de las operaciones determina que primero deben resolverse las multiplicaciones y divisiones, según se presenten de izquierda a derecha y luego, las adiciones y sustracciones.

Veamos la prioridad en el siguiente ejemplo que resolveremos paso a paso mediante preguntas:

320 + 400 : 8 – 25 x 4 + 18 =

– ¿Hay multiplicaciones y divisiones en el ejemplo? Sí, tenemos una multiplicación y una división.
– ¿Cuál se resuelve primero? La división 400: 8.
– ¿Cuál es el cuociente? El cuociente es 50.
– ¿Cuál operación resolvemos ahora? La multiplicación 25 x 4
– ¿Qué producto se obtiene de la multiplicación? El producto es 100.
– ¿Cómo queda ahora nuestro ejercicio? Así

– ¿Qué operaciones quedan por resolver? dos adiciones y una sustracción.
– ¿Cuál se resuelve ahora? La adición que está a la izquierda 320 + 50 = 370
– ¿Con cuál seguimos? A la suma obtenida se le resta 100. 370 – 100 = 270
– ¿Qué nos queda? Buscar la suma final que es 288.

Veamos el ejercicio completo:

Con paréntesis

Si se quiere otra prioridad, tendrá que determinarse por paréntesis. Por ejemplo:

También puede darse otro tipo de operaciones combinadas con paréntesis:

( 3 x 8 + 6 ) : ( 10 – 2 x 2 ) =

En este ejercicio, hay más de una operación en los paréntesis. La forma correcta para encontrar la solución es seguir la prioridad dentro del paréntesis. Es decir, primero las multiplicaciones que hay en él. El paréntesis se saca cuando se tiene por resultado un sólo número. Observa:

Al resolver operaciones combinadas, podemos valorar la importancia que tiene el orden en su solución. Lo mismo se puede aplicar a la vida diaria. El orden es fundamental en la presentación personal, en el desarrollo de un trabajo, en la distribución del tiempo, en la forma de funcionamiento de un grupo o de un artefacto… en todo está presente.

Publicado en Matemáticas